MÚSICA, POESÍA Y COMPROMISO: “Fue el mejor show del sexteto”, dijo Palo Pandolfo sobre La Hermandad en el Le Parc

MÚSICA, POESÍA Y COMPROMISO: “Fue el mejor show del sexteto”, dijo Palo Pandolfo sobre La Hermandad en el Le Parc

20 de febrero de 2015 – Con gran calidad y potencia artística se presentó el jueves por la noche la joven banda de uno de los artistas de culto más importantes del rock nacional en el marco del ciclo “Veraneo”, organizado por el Ministerio de Cultura de la Provincia. Además de contagiar con entusiasmo al público a través de los temas de “Esto es un abrazo”, La Hermandad repasó versiones clásicas de Don Cornelio y la Zona, Los Visitantes y la Fuerza Suave. El Palo ofreció una entrevista exclusiva a Radio Nacional Mendoza en la que recorrió su pasado, presente y futuro.

Palo-Pandolfo-19-02-15-84

Casi cuatro horas de música se vivieron el 19 de febrero en el Espacio Cultural Julio Le Parc. La presentación de Palo Pandolfo y La Hermandad estuvo precedida por la excelente propuesta de Juampi Di Césare con su última producción discográfica, “Monotoro”. El show de Pandolfo estuvo además acompañado por el músico local Pablo Herrero Pondal, una figura ya habitual en las diversas producciones del bonaerense. Así, por momentos, hubo siete músicos en el escenario, configurando un “bandón” que originalmente consta de cinco personas:

Además del Palo, la formación está integrada por Mariano Mieres en guitarra eléctrica, Santiago Capriglione en bajo, Carlitos Fernández en batería y Gerardo Farez en batería. El sexto elemento es Charlie Desidney, productor junto al mendocino Goy Ogalde de “Esto es un abrazo”, el primer disco de la banda, editado en 2.013 por S-Music. De allí que creaciones recientes como “Soy el sol”, “El leñador”, “Más que humanos”, “Madre computadora” y la explosiva “Dame luz” fueran intercaladas con otras como “Tazas de té chino”, “Ella vendrá”, “Playas oscuras”, “Gris atardecer”, “Tanta trampa”, “Sapo sapo” y “Estaré”, todas parte ya del acervo popular en la trayectoria de Pandolfo.

Palo-Pandolfo-19-02-15-127Por eso es que el recital se vivió como una suerte de puente entre generaciones, al punto que el músico consideró que “la pauta de lo podía ser el show nos las dio durante la prueba de sonido un niño que no paraba de bailar”. Y sobre la presentación dijo: “Estamos muy contentos, la gente entró en contacto con las canciones, se expresó, saltó y cantó en un lugar hermoso como el Le Parc, que estaba lleno”. Y consideró que su objetivo es consolidar musicalmente a La Hermandad -nacida en 2.011 como una propuesta autogestiva después de La Fuerza Suave- a partir de un próximo disco sobre el cual ya están trabajando.

 

 

Entrevista con Palo Pandolfo, Informe de Sebastián Moro para “Tan Gente”.

Más que humano

“Vivo desde hace 25 años de la música a pesar de haber pasado etapas muy oscuras” dijo en la entrevista en la que trazó sus experiencias en los 80 con “Don Cornelio y la Zona” y en los 90 con “Los Visitantes”. También hubo tiempo para hablar de literatura, a la que se acercó desde muy chico y lo transformó en uno de los mayores poetas de nuestro rock. Pero ese lugar de autor de letras de canciones también ha sido redimensionado por el Palo durante los últimos años gracias a la insistencia  de otro amigo y escritor, Facundo Rodolfo Soto, quien en octubre pasado editó sus cuadernos de poesías para la Editorial Conejos bajo el título de “La primera estrella”, “un libro de fe” según definición del autor.

Palo-Pandolfo-19-02-15-175Al referirse a la presentación que hizo en diciembre para el día de la democracia y los derechos humanos junto a Ignacio Guido Montoya Carlotto -cuya madre y padre fueron desaparecidos por la dictadura cívico militar y recuperó su identidad como el nieto 114- dijo que fue “el hecho político más importante de mi vida”. Ahí, en el escenario de la Casa Rosada, algo remiso “a tanta oficialidad”, le puso la voz, el cuerpo y el alma a una de las versiones más desgarradoras que se recuerden de “Dinosaurios” de Charly García.

Es que además de su compromiso “con la causa de Abuelas de Plaza de Mayo”, lo une una estrecha relación con Estela de Carlotto, la histórica referente de esa lucha. Eso empezó en 1.997 cuando fue invitado por un Conrado Geiger, arquitecto y periodista amigo que hacía la prensa del Organismo de Derechos Humanos. A partir de entonces hizo “cosas muy de barricada con Estela”, entre otras “lo más fuerte, un foro en la Facultad de Ciencias Sociales de la Universidad Nacional de La Plata con Estela y Rosa Schonfeld, la mamá de Miguel Bru, el chico asesinado durante el menemismo”. Y espontáneamente apeló a la poesía que le brota como la energía, la música y las carcajadas: “Estaba en medio de dos diosas de la resistencia que recorrieron comisarías, mujeres casi desnudas contra las comisarías más abyectas”.

Fotografías: Gentileza del Espacio Cultural Julio Le Parc.

Leave a reply